Ir al contenido

Pechugas de pollo irresistiblemente suculentas

Pechugas de pollo irresistiblemente suculentas

Sharing is caring!

¡Prepárate para transformar tu juego de pollo con esta receta! 

Todos sabemos que las pechugas de pollo pueden ser tan secas como un postre si no se cocinan bien, pero esta suculenta receta garantiza resultados jugosos, tiernos y sabrosos en todo momento. 

Despídete del pollo aburrido y seco y dale la bienvenida a una comida jugosa y deliciosa de la que todos querrán más.

suculenta pechuga de pollo al horno con brócoli y patata asada como guarnición

Suculentas pechugas de pollo

Prep Time: 10 minutes
Cook Time: 45 minutes
Total Time: 55 minutes

Jugosas, tiernas y rebosantes de sabor, estas pechugas de pollo harán que vuelvas a por las segundas (y puede que incluso a por las terceras) 😊.

Ingredients

  • 4 pechugas de pollo deshuesadas y sin piel
  • 1/2 taza de queso parmesano rallado
  • 1 taza de mayonesa
  • 1/2 cucharadita de pimienta negra
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1 cucharadita de ajo picado

Instrucciones

Primer paso: Enciende el horno y ponlo a 375 grados. Deja que se caliente mientras haces tu magia.

Segundo paso: Coge un bol pequeño y añade mayonesa cremosa, un puñado generoso de queso parmesano y los condimentos.

bol con mayonesa, parmesano y mezcla de condimentos

Paso 3: Remuévalo todo hasta obtener una mezcla perfectamente homogénea y apetitosa.

Paso 4: Coge tus pechugas de pollo y colócalas en una fuente de horno rociada con spray antiadherente. ¡No se pegan!

cuatro pechugas de pollo crudas en una cazuela blanca

Paso 5: Unte el pollo con esa deliciosa mezcla de mayonesa y parmesano. 

suculenta pechuga de pollo cubierta de una mezcla de mayonesa y parmesano, en una cazuela blanca

Paso 6: Mete la fuente en el horno y déjala cocer unos 45 minutos, o hasta que el pollo esté perfectamente cocido y jugoso.

Paso 7: Sácalo, deja que se enfríe un poco y sírvelo caliente.

Este pollo va muy bien con brócoli al vapor, patatas asadas o cualquier guarnición que te apetezca. ¡Que aproveche!

suculenta pechuga de pollo al horno en un plato blanco
    Ir a la receta